lunes, 21 de mayo de 2012

Receta: Gominolas esponjosas

De acuerdo, lo confieso, estas gominolas han sido en realidad un accidente.

No es la primera vez que preparo gominolas, pero lo cierto es que las veces anteriores me conformé con hacer las clásicas, a partir de la gelatina de sabores, que simplemente necesitan menos agua y más azúcar que una receta convencional de gelatina.

Pero no, mi intención esta vez no era hacer gominolas sino hacer nubes. Sí, nubes, marshmallows.
No sé exactamente qué salió mal al seguir esta receta (¿no batí lo suficiente? ¿tenía que haber enfriado más antes de batir?) pero el resultado no fueron nubes. Fueron estas ricas gominolas, con una textura distinta a las que había preparado en otras ocasiones, más esponjosas.




Me guardo la receta como apuntes para seguir experimentando, intentar hacer las nubes en condiciones y ya de paso jugar un poco con las distintas clases de gominolas.
Aunque, la verdad, lo que me está tentando es intentar hacer chuches con zumo natural. ¿Qué tal me quedarían?


Ingredientes


  • 12 hojas de gelatina
  • 1 sobre (85g) de gelatina en polvo (del sabor elegido)
  • 200ml de agua
  • 300g de azúcar
  • azúcar glasé (opcional)

Preparación

Calentamos el agua en un cazo.
Cuando empiece a hervir, añadimos las hojas de gelatina y el azúcar.
Dejamos cocer durante un par de minutos, removiendo continuamente.

Añadimos la gelatina de fresa y dejamos cocer otro par de minutos, mientras seguimos removiendo.

Lo cambiamos a otro recipiente, a ser posible uno que sea alto.

Dejamos enfriar un poco y cuando empiece a cuajar lo batimos con la batidora.
Al batirlo toma un color más blanquecino y aumenta ligeramente su volumen.

Yo utilicé una cubitera de silicona, para que resultase más fácil de desmoldar.
Si tenemos otro recipiente de silicona más grande, podemos hacer una pieza grande y luego cortarla.

Tapamos con film transparente y dejamos a temperatura ambiente durante unas 12 horas.
Pasado ese tiempo quitamos el papel film y desmoldamos.

Si queremos podemos rebozarlo con un poco de azúcar glasé, pero es recomendable hacerlo justo antes de consumirlas para que no se nos humedezca.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

¡Me hace un montón de ilusión que me dejéis un comentario en mi pequeño blog!

Si os gusta lo que veis, si os animáis a probar alguna de mis recetas, o si se os ocurre alguna sugerencia sobre como puedo mejorarlas o de otras parecidas que me puedan apetecer, ¡me encantaría saberlo!